jueves, 11 de junio de 2015

HORMONAS, EDAD, ESTRÉS, ALIMENTACIÓN = KILOS DEMÁS. LA CIENCIA DEL CUERPO

No se si te pasa pero a mi si... Por más que hago y deshago tengo barriga y grasa acumulada en el vientre.
Quizás esta información te sea útil.



Las personas solemos acumular grasa en la zona del abdomen debido a las siguientes razones:

    La zona del abdomen es alta en receptores adrenérgicos alfa-2 , los cuales promueven el almacenamiento de grasas y baja en receptores adrenérgicos beta-2, los cuales promueven la quema y movilización de grasas.

    Para ganar peso y grasa corporal debemos sobre-alimentarnos, sobre-alimentarse significa consumir un exceso de calorías y de carbohidratos, lo cual conlleva a un incremento de los niveles de insulina. Unos niveles de insulina altos promueve el almacenamiento de grasas y debido a que el abdomen es una zona susceptible a dicho almacenamiento, entonces tenemos un entorno idóneo para ganar barriga.

    En último lugar, la cantidad de grasa que tengamos en el abdomen será muy susceptible a los niveles de una hormona llamada cortisol, la hormona del estrés. Un exceso de peso corporal y una falta de vitaminas y minerales debidos a una mala alimentación pondrán a nuestro cuerpo bajo una situación de alto estrés, esto generará un incremento de la hormona cortisol lo cual hará que ganemos aún más peso corporal y grasa, creando una especie de círculo vicioso.

    Otra vez el bendito estrés..... 


    Teniendo todo esto en cuenta debemos centrarnos en tres tipos diferentes de grupos de alimentos para quemar grasa abdominal, los cuales serían los siguientes:

    Alimentos para incrementar nuestro metabolismo

    Si queremos quemar más grasa del abdomen debemos introducir en nuestra dieta alimentos que nos ayuden a incrementar nuestro metabolismo para combatir los efectos negativos de una mayor densidad de receptores alfa-2. 

    Estos receptores inhiben la liposis y esto significa en dos platos acumular grasa.

    Los mejores alimentos que incrementarán nuestro metabolismo serán los siguientes:
     
      Café: El café es alto en cafeína, la cafeína incrementa levemente nuestra tasa metabólica, aumenta la oxidación de los ácidos grasos actuando asimismo como un ahorrador del glucógeno muscular y también ejerce un leve efecto estimulante.

    Té verde: Las catequinas del té verde especialmente el galato de epigalocatequina o EGCG son unas substancias similares a la cafeína, pero salvando las distancias. El EGCG al igual que con la cafeína es capaz de incrementar levemente nuestra tasa metabólica, además de que incrementa la oxidación de ácidos grasos en mayor medida que la cafeína, esto es debido a que además de ser capaz de estimular la secreción de catecolaminas, también es capaz de hacer que esta sea desglosada, incrementando la vida media de estas en nuestra sangre y por lo tanto tendrán más tiempo de ejercer sus efectos.

    Coco: El coco es rico en MCT o triglicéridos de cadena media. Este tipo de ácido graso es capaz de incrementar nuestra tasa metabólica hasta en un 10%, algo que aunque parezca poco, para nada lo es. Además es muy difícil para nuestro cuerpo almacenar la grasa del coco dentro del adipocito, por lo que en lugar de ello este tenderá a utilizarlo como fuente de energía rápida.

Es necesario que nos obliguemos a mejorar nuestros hábitos alimenticios y, aunque no es de mi completo agrado, hacer ejercicios.




Publicar un comentario